Pon un láser en tu vida

//Pon un láser en tu vida

Una energía especial, nos ha iluminado hoy

Clases, excursión al Láser Tag y Talent Show

Ha tenido que ser la luz de los láseres. No le encuentro otra explicación.

La jornada ha transcurrido con normalidad en las clases, la comida y el “Active English”. A partir de nuestra visita al Láser Tag, nos transformamos todos. Tanto ha sido así, que ha resultado ser un día de “cámara oculta”. Debí haberles grabado hasta el cierre de la noche.

Un sol reluciente y excelentes temperaturas, nos han acompañado todo el día. Mis cinco tesoros, con sus chaquetas bien enfundados. Tal es así, que le revisé a Enzo sus 3 camisetas bajo la sudadera y le dije que se quitara alguna…los tres mosqueteros al unísono y en inglés, me dijeron que me aclarara con las instrucciones. 🙂

Llegados al Láser game, formamos el “Spanish Team”. Con nuestros chalecos luminosos y pistolas que pesaban un quintal, competimos con otros grupos en un espacio que servidora, no sabía si estaba en nuestra época del Distrito 10 o qué. Entramos los 6 a saco. Escuché como Enzo le decía a los chicos..¿Dónde está nuestra base?…solo lo llegué a comprender cuando ellos, desde la parte alta, se posicionaban estratégicamente y nosotras las chicas, nos quedábamos en “la arena” recibiendo por todas partes como el mejor espectáculo de gladiadores y fieras en tiempos romanos.

Servidora entró sin gafas, y necesitó de la corrección de María y de Enzo para reconducirse. Ambos gritaban…Pepaaaaaaaa!! A María, me la “cargué” varias veces y Enzo me tuvo que recordar que el punto verde donde disparaba era la luz del EXIT. Eso sí, actué ágil y veloz, para compensar.

Fue brutal. Quedamos los segundos!! De haber entrado con mis anteojos, ganamos el oro.

De 15.30 a 18.00, tuvimos para nosotros solos éste espacio. Yo participé en dos jugadas y me retiré a la cafetería a repostar. Hoy es uno de esos días que me muero por un Spa. Un cansancio no obstante, lleno de alegría. Aún más cuando de regreso a Earlscliffe, nuestro Enzito arrancó una flor y me la regaló. A pesar de no atinar una y de haber impedido ese oro. No hay palabras.

Directos a la cena, nos esperaba después un Talent Show. Súper Enzo hizo su jugada. Se apuntó sin decirnos nada y cuando le llegó su hora, convoyó a casi la mitad del colegio a subir al escenario. No tuvo desperdicio ese “Macarena, ohé!. Vean ustedes mismos queridos padres, esas fotos. Lo dicen todo. La última media hora les dejamos con un poco de Disco. Cómo disfrutaron.

Una jornada de jueves, a puertas del cierre de nuestro Campamento, llena de color y luz. Esos láseres tenían algo especial, como nuestros tesoros.

Felices sueños desde Folkestone. Nos vamos preparando para el broche final.

Contácta

¿Tienes alguna pregunta?

No dudes en consultarme a través del formulario o por teléfono
Contácta
2018-04-05T22:55:17+00:00

Deje su comentario