De turismo por Londres

//De turismo por Londres

Mientras nuestras familias combaten el calor con baños en las aguas saladas del Mediterráneo, nosotros damos la bienvenida a un Londres otoñal con sus vientos y lluvias de agua dulce. A remojo hemos pasado el día de hoy.

Enrutados a las 09.30 am para la capital, el plan del día era visita a la Tate Gallery, Tour por el Thámesis hasta el Big Ben, y shopping en el centro comercial WestfieldDivididos por clases, hemos empezado así la jornada. Los Tesoros ya me indicaban desde bien prontito que para el shopping les “raptara“.

Personalmente me encanta que se combine cultura con ocio. Aunque para nuestros Tesoros, ésta incursión a la Tate les retrotrajo a Stonehenge y sus “pedruscos colocados ordenadamente“. Ahora, igual, pero en la época moderna.  Me lo puntuaron con un 3 sobre 10…y algunos en -0. Yo creo que el día de mañana, se alegrarán de haber venido. 🙂

Pudieron subir a la última planta y disfrutar de una panorámica de Londres brutal. El edificio de la Tate ya es una chulada de ver, las vistas son únicas y el contenido, aunque discutible, entretenido de ver.

Para el cierre de la visita, la ciudad entera ya estaba bajo un manto de agua. Teníamos previsto un tour andando por el lateral del Támesis hasta el Big Ben y en el punto final tomar nuestro autobús directo al shopping. Tuvimos incluso que hacer una breve parada bajo uno de los puentes. Nuestras perlas en cuanto me descuidé, ya se estaban pidiendo unos nachos.! Qué galgos!!

Para cuando llegamos a Westfield, servidora ni recuerda el tiempo que pasamos en el autobús. Pero mucho. Solo nos quedaron 45 minutos de shopping. Secuestré a mis 7 (Diego ya un teenager, va por libre) y como si se tratara de la media maratón, salimos disparados. Me quedé en la pool position del pasillo central (para el próximo año me llevo puesta una pamela de las de ASCOT) y les indiqué las tiendas donde podrían ir divididos.

PIN PAN PUN: carregats

Cómo me va el toque de corneta y qué bien funciona ser disciplinado con los tiempos e instrucciones. Nos fue de maravilla. Y los chicos lo saben. Ante una “catástrofe” como es quedarse sin tiempo para las compras…qué positivo pensar en cómo aprovechar lo que todavía nos queda. Esa es la actitud.

Tras la llegada en campus, nos hemos tirado en plancha a la cena. Les he dicho que por favor asomaran los morros al office de ensaladas, que había dos bandejas con surtidos de quesos. Si no les aviso, como que les da pavor asomarse por el sector verde.

Cerramos con nuestra escapada a Londres nuestra última excursión del Campamento de Inglés. Empieza nuestro TIC TAC TIC TAC…la cuenta atrás…

Felices sueños desde territorio británico. 

Pepa Ferrer- Asesora de IDIOMAS en el extranjero

2017-11-16T10:10:44+00:00

Deje su comentario